El bienestar en la cultura
Una mirada desde lo empírico y la episteme
Una mirada desde lo empírico y la episteme

Título Posdoctor en Psicología con Orientación en Metodología de Investigación de Revisión

Tiempo de lectura: 9 minutos

La primer palabra que  la mayoría de las personas asocia con libro es “conocimiento “ , “saber” o “cultura”. Pero en mi caso la primera palabra asociativa que surge es “ terapia”. Esto es así porque soy un especialista en Biblioterapia y la buena noticia es que me han entregado mi diploma de Posdoctor en Psicología con orientación en metodología de investigación de revisión, título expedido por la Universidad  de Flores, cuya Facultad de Psicología y Ciencias Sociales merece mis más sinceras palabras de reconocimiento por su enorme capacidad de enseñanza y profesionalismo.  Es imposible no nombrar a la Dra. Analía Losada, quien como Vicedecana ha brindado una excelente orientación en este proceso de formación científica y profesional con una calidez  humana pocas veces vista en ámbitos tan altos del quehacer académico.

Al mismo tiempo quisiera dedicar un agradecimiento muy profundo al grupo de compañeros y compañeras del pos doctorado, quienes han sido un estímulo asombroso en el aprendizaje de la Psicología, quienes me han transmitido el valor del cooperativismo, del intercambio de ideas y de la perseverancia. Por supuesto que les dedico este nuevo logro alcanzado en mi carrera científica.

Quisiera a continuación compartir con el lector un breviario del trabajo intelectual recorrido.

En primer lugar, comunicar mi formación completa, soy PosDoctor en Psicología con Orientación en Metodología de la Investigación de Revisión, Doctor en Psicología Social, Lic. en Bibliotecología y Documentación, y Especialista en Biblioterapia.

En segundo lugar, mencionar que desde mi más tierna infancia encontré en el libro un bálsamo con el cual mejorar mis propios estilos de afrontamiento, el amor que sentía (y que siento) por disfrutar de una buena lectura, ha sido la base vivencial que me permitió desde un comienzo asociar al libro con su aspecto terapéutico.

Aquello que puede fortalecerse junto con los mecanismos psíquicos para hacer frente a las dificultades de la vida, y que todas las personas ponemos en funcionamiento desde nuestra constitución humana, eso que algunos expertos denominan capacidad de resiliencia,  puede estimularse con una lectura recomendada, especialmente dirigida, según las circunstancias y las personas o los contextos caracterizados por estados de privación y o padecimiento.

Entonces  la lectura alcanza una dimensión social, científica, humanista, muy profunda, que ubica a la Bibliotecologia y a la Psicología como una alianza estratégica susceptible de transmitir el valor del libro en su vertiente reparadora de sentido, de identidad, de oportunidad, ni más ni menos que desde la literatura, por hacer posible lo imposible.

En tercer lugar y antes de poder precisar algunos artículos escritos en relación con la biblioterapia, quisiera extender un momento mas esta introducción un tanto autobiográfica para mencionar la influencia de Víctor Frankl quien hizo posible lo imposible desde los campos de concentración nazis, como prisionero por su condición de judío, donde descubrió que lo último que puede ser arrebatado a un hombre es su libertad de elección,  por ejemplo, la libertad de dar un último y poquísimo trocito de pan a alguien más en lugar de comerlo para sobrevivir, explica la existencia de la dimensión humana, que no puede ser reducida por ningún tipo de determinismo, algo muy frecuente en las teorías psicológicas  pos darwinistas de mediados del siglo XX. La dimensión espiritual del ser humano exige el estudio de una psicología y psicoterapia del sentido,  de aquello que tiene valor para cada persona,  y que puede obrar como un apoyo para sobrellevar la vida de manera sostenible. Algo que en el contexto del nazismo se convierte en una cuestión de vida o muerte,  sin ir más lejos. Es decir el tener un par qué vivir,  de sentido de la vida que puede aportar la lectura de un libro, es también fuente de resiliencia.

Finalmente decir que en mi labor investigadora me he encontrado con que hoy las neurociencias apoyan las perspectivas que alientan al cultivo de un propósito en la vida, y las investigaciones en psicología positiva sostienen que este sentido puede incidir con marcadas  diferencias incluso en cuanto a la expectativa de vida.

Emociones como la gratitud, la esperanza, la compasión, refuerzan el sentido de la vida y pueden favorecer la resiliencia. Todas emociones que bien puede transmitir un libro.

De esta manera, a lo largo de mi trayectoria de vida y académica, fui dando cuenta de que desde   sus muy distintas y complejas  vertientes la Bbiblioterapia presenta temáticas que exigen del saber de distintos expertos en diferentes disciplinas. 

En el caso del tema que he investigado, validez científica de la Biblioterapia para tratar la neurosis noogena en poblaciones vulnerables, debía probar a través del consenso científico la evidencia suficiente para respaldar esa tesitura. He encontrado en mi investigación bases teóricas que permiten sostener que en torno a la lectura existen procesos biopsicologicos tales como por ejemplo el desarrollo del intelecto, que justifican desde otras perspectivas la importancia del libro como recurso terapéutico.

Además con el auxilio de las neurociencias pude indagar más acerca del proceso mental mismo que enriquece la experiencia lectora, en tanto se liberan con el hábito de la lectura nuevas dimensiones del espacio-tiempo, que posibilita a una persona afrontar con flexibilidad situaciones problemáticas  del presente. La neurociencia da cuenta justamente de que existe una fusión de los sentidos que es promovida en el cerebro del lector.

En el artículo mencionado  “Revisión sistemática de artículos sobre biblioterapia y el sentido de la vida” hago referencia,  entre otras cuestiones sobre cómo el enriquecimiento cognitivo que refleja el habito lector conlleva a subrayar la importancia que esto tiene para facilitar y estimular la red neuro cognitiva  del cerebro humano.

Red en que está implicada  las herramientas de comprensión de textos, que  favorecen que una persona pueda en su vida cotidiana, tener una mayor capacidad de apreciación por cada experiencia vivida, lo cual favorece  la edificación del sentido de su vida, que en todos los casos, fortalece los mecanismos psíquicos de resiliencia.

Esto es clave para comprender su importancia y aplicación en instituciones totales, caracterizadas por la presencia de un tipo de depresión existencial  o vacío de sentido, que complejiza el entramado psicosocial, debilita el estado de salud y atenta contra la adaptación social en esas poblaciones vulneradas.

Por tanto el artículo da cuenta del rol del biblio terapeuta en estas instituciones totales y reivindica su función de recuperador de los mecanismos psíquicos que funcionan par sanar aspectos vinculados al sentido de la vida. A través de la catarsis, la liberación,  el alivio, el desarrollo de la imaginación y la creatividad, la lectura desde la biblioterapia, puede aplicarse en pacientes con adicciones, grupos de tercera edad, presos con condenas extensas, etc.

El artículo denominado revisión sistemática de artículos sobre biblioterapia y el sentido de la vida presenta entonces el marco científico suficiente para validar  este recurso en intervenciones psicosociales y comunitarias.

Por otra parte, quienes gustan de conocer aspectos filosóficos más abarcativos y la historia de la Biblioterapia pueden consultar la entrevista llevada a cabo por la Dra. Analía Losada para la revista de Psicología de la facultad de Psicología de la Universidad de La Plata.

En esta entrevista desarrollo más la evolución histórica del concepto biblioterapeutico hasta la modernidad, menciono cómo fue teniendo lugar su aplicación en distintos escenarios socio comunitarios, dando cuenta del proceso de acercamiento paulatino entre la bibliotecologia y la Psicologia.

Además comparto los fundamentos teóricos de la Biblioterapia asentados en la logoterapia, y los tres pilares de esta última: la libertad de voluntad, que involucra la capacidad de ser libre de la determinación instintiva y socio cultural, la voluntad de sentido, que conlleva la auto trascendencia por medio de la capacidad de preferir valores y el sentido de la vida que se  sintetiza en la realización personal llena de significados positivos y singulares.

En la mencionada entrevista puede apreciarse como particularmente los libros estimulan la transformación de la personalidad del lector en un proceso  psicológico de apropiación de historias lo cual resulta indispensable para comprender la psicología de la  identificación hacia el desarrollo del protagonismo, la catarsis y la introspección.

Lo humano es una dimensión singularmente dotada de sentido, y la Biblioterapia debe ser definida conforme a ese marco conceptual, es decir sin faltar a esa dimensión singular,  no es casualidad que uno de los problemas más acuciantes de la humanidad del siglo XXI sea la depresión  que sin duda trae aparejado al sin sentido como elemento patológico constituyente.

Tal como lo desarrollo en dicha entrevista  el beneficio de la lectura más crucial es erigirse en  ese antídoto contra la falta de sentido que acecha en tantos  órdenes de nuestras sociedades contemporáneas.

Es justamente desde esa perspectiva que en la entrevista explico cómo se relaciona la Biblioterapia con la frustración existencial.

Sobre todo dando cuenta de que como instrumento de intervención psicosocial la Biblioterapia  se ubica dentro de los tratamientos denominados no invasivos.

Ello conduce a mi teoría de que es beneficioso aplicar Biblioterapia como un recurso terapéutico para poblaciones vulneradas, validando así el instrumento o dispositivo psicosocial del libro (biblioteca en instituciones totales con profesionales de la bibliotecologia y la psicología afines a la biblioterapia).

Entre otros datos que aporto  a este respecto refiero que la lectura en este contexto activa el interés, despierta el sentido, aporta motivación,  promueve la empatía, entre otras cualidades.

Esto se ha investigado desde distintas disciplinas tales como la psicología social, la antropología,  la medicina,  la sociología,  por nombrar las que tienen mayor relevancia en la construcción del consenso científico.

De hecho he escrito un artículo diferente  especialmente dedicado a la construcción del consenso científico que puede aportar un panorama mucho más enriquecedor de la perspectiva inter disciplinaria, transdisciplinaria e intradisciplinaria que caracteriza a los escenarios de altos estudios académicos en la actualidad.

Es un artículo muy interesante en el que podemos aprender la importancia que tiene la función de los especialistas en las distintas área de estudio,  el riguroso proceso de categorización de un texto entendido como científico,  y los elementos indispensables para elaborar artículos para la ciencia. En este sentido cobra una importancia creciente los estudios meta analíticos para una comunidad de investigadores, ya que facilita la discriminación de información relevante y sensible que puede facilitar la toma de decisiones.

Estos protocolos tienen una historia moderna y funcionan muy bien en estos tiempos donde abunda la información,  pero que muchas veces no está sostenida por fundamentos válidos desde el punto de vista de la racionalidad técnica.

He escrito varios artículos sobre temáticas afines.

Quisiera invitar al lector que desea profundizar en este tema a leer otro  artículo, esta vez sobre el método prisma que elaboro desde la Biblioterapia,  donde aprenderá qué es exactamente un pos doctorado, tema que amplío más allá de la dimensión meramente académica.  

Además respondo preguntas específicas como por ejemplo ¿qué es un artículo de revisión? ¿Qué objetivos persigue? ¿Qué función cumplen en el desarrollo de la ciencia y de la vida cultural?

Y otros temas muy interesantes tales como se edifica el sistema de pares o doble ciego, o algunas enseñanzas impartidas para un seleccionado grupo de doctores investigadores en Psicología.

Finalmente sería recomendable una lectura detenida de mi reciente  publicación titulada “Implicaciones poéticas de la lectura del recurso logoterapéutico”, realizada junto con la Dra. Suzaneide Medrado Oliveira.  

En ese texto exploramos la literatura en tanto escenario donde se produce el dialogo del lector con aquello que es leído y que configuran una dinámica particularmente única, atravesada por el universo de sentido que subyace de un modo subjetivo en el horizonte del lector. No hay que olvidar que toda lectura representa un aspecto fundamental en la formación del ser humano como tal, que adquiere su carácter más concreto en la interacción con otros mediada por el uso del lenguaje.

Lo noetico atañe a un mirar que se sabe reflexivo, esta asociada con la intelección, incluso con la intuición inteligible que implica un percibir conceptualmente. Para frankl siempre estuvo relacionada con una dimensión singularmente humana, que involucra el pensamiento reflexivo, la contemplación, y se manifiesta con la consciencia de sí.

Por ejemplo existe la capacidad noetica del auto distanciamiento, lo cual constituye un elemento imprescindible para el proceso de lectura, pero análogamente se aplica a todo tipo de análisis existencial que llevan a cabo las personas ante las situaciones problemáticas de la vida. Como tal capacidad se establece por la lectura y se estimula gracias a ella.

Otro aspecto vital vinculado con lo noetico explica esa transmision de experiencias que acontece  cuando hay un contacto genuino con la obra de un autor a través de la lectura de sus textos. Este aporte resulta fundamental teniendo en cuenta que toda libertad humana se ejerce por el acto de decidir, y en cada elección se juegan los recursos h resultados de matrices experienciales que traman la historicidad de cada persona, a un nivel de línea de tiempo, pero también a un nivel de desarrollo psicológico de apropiación de aprendizajes de pares y de fuentes de información provenientes del hábito de la lectura.

Nuevamente  expreso mi agradecimiento por todo el recorrido realizado hasta aquí con tantas personas maravillosas  con quienes aprendí muchísimo, no solo de psicologia, ciencia y estudios de revisión,  sino de la importancia de crear equipos donde los especialistas de distintas disciplinas convergen hacia la solución técnica de problemas humanos.

Una vez más muchas gracias a la Universidad de Flores. A la Dra. Analía Losada y a todo el equipo de doctores y colegas pos doctores que hicieron tan virtuoso este proceso de aprendizaje.

Con afecto Antonio Román. 

Pos doctor en Psicología con Orientación en Metodología de la Investigación de Revisión.